La evolución del reloj hasta nuestros días

Desde la antigüedad, nuestros ancestros han sentido una profunda necesidad de conocer mejor al mundo que los rodeaba. Esto, los llevó a descubrir la importancia de poder medir el tiempo. Por eso, aquí podrán saber cuál fue la evolución del reloj hasta nuestros días y cómo pasó de ser un instrumento primitivo a ser una de las maquinas más útiles y precisas de la historia.

Desde tiempos prehistóricos el ser humano se vio en la necesidad de medir el tiempo con la ayuda de los fenómenos naturales como: fases lunares, flujo de las corrientes oceánicas y el movimiento de las estrellas por la noche.

Con el pasar de los siglos, mejorarían dichas técnicas hasta alcanzar un nivel tan avanzado y preciso, que lograban saber el momento indicado para hacer sus cosechas, así como también, escoger el momento preciso para emprender una nueva migración, en la búsqueda de un mejor lugar.

¿Cómo fue la evolución del Reloj?

Aproximadamente mil años antes de Cristo, los egipcios harían la invención del primer reloj del mundo. Utilizaron como medida, el movimiento del Sol, aparte su mecanismo consistía en barra colocada de forma transversal sobre otra barra calibrada en horas.

Su funcionamiento se basaba en saber medir el tiempo con la ayuda de la sombra proyectada por la barra indicadora, éste mecanismo se hizo tan popular, que llegaron a existir varios tipos; el más simple de éstos, consistía en una estaca o vara, clavada en el suelo. Este, se medía por el posicionamiento y extensión de la sombra proyectada.

Otro de los relojes inventados fue el reloj de agua, el cual consistía en una vasija llena de agua, debajo de la misma había un pequeño orificio por donde el líquido corría hacía otro recipiente. La manera de poder leer el tiempo con este método, era muy simple, ya que el segundo recipiente tenía marcas que indicaban ciertas medidas del tiempo. Su única contra, sería que en épocas frías o calurosas el agua tendía a evaporarse o congelarse.

El Reloj de arena es uno de los más famosos y conocidos de todos. Fueron construidos desde su creación para solo poder medir un pequeño lapso de tiempo que indicaría tan solo 1 hora. Su funcionamiento era muy similar al del reloj de agua, la única diferencia era que éste, aparte de contener arena, estaba unido por un pequeño embudo de vidrio que unía ambas partes y servía para que los granos de arena pasarán de un lugar al otro.

Posteriormente, se crearía el reloj mecánico, pero, lamentablemente era muy inexacto dando poca fiabilidad, por lo que en el año 1657, se agregaría el péndulo y el minutero, dando nacimiento al reloj de péndulo.

En el año 1812 a petición de la reina de Nápoles María Carolina de Austria crearían el primer prototipo del actual reloj de muñeca. Su invención, la tiene Louis Cartier y Alberto Santos Dumont a principios del Siglo XX.

Posteriormente el reloj de muñeca se convertiría en un accesorio indispensable para hombres y mujeres. Si quieres conocer las mejores marcas de calidad, visita Clicktime y disfruta de su catálogo en línea.

Reply